La marcación corta al rescate en las catástrofes nacionales

Ninguna región en el mundo está exenta de vivir una emergencia de cualquier índole. En los últimos días, por ejemplo, hemos visto cómo Ucrania se enfrenta a una situación muy difícil que ha puesto en peligro la vida y la seguridad de millones de sus ciudadanos.
Los desastres naturales o conflictos internos y externos hacen vulnerable a la población. En este tipo de vivencias se requiere mucho apoyo estatal y por supuesto una ágil y constante comunicación.

De aquí nace la necesidad de encontrar una forma eficaz de hacer contacto y entablar comunicación directa con las dependencias del gobierno o las entidades que apoyan a los ciudadanos. Si bien ya existen en México algunas maneras de lograrlo como chatbots, envío de SMS gratis, servicios de respuesta de voz y números telefónicos especializados, no todos son cortos ni fáciles de recordar. Si un número es largo y complicado, la memoria puede fallar, así que las personas van a necesitar mucho más tiempo para comunicarse y recibir apoyo. En una emergencia se debe actuar rápido y acertadamente.
Es por esto, que las entidades y en general la población civil se benefician muchísimo de la implementación de un número corto para pedir ayuda en casos específicos.

Los números rápidos si pueden hacer la diferencia

En un escenario imaginario, supongamos que México atraviesa por un momento difícil como una guerra o un desastre natural. Lo primero es, informar que algo está sucediendo, alcanzar la red de apoyo disponible. Por otra parte, las familias no siempre están juntas cuando algo grave sucede y necesitan reencontrarse. En los peores casos hay miembros de la familia que desaparecen, por tanto, es urgente comunicarse con algún ente gubernamental y reportar la desaparición. Si también se está buscando resguardar la integridad y se necesita salir del país, un número rápido podría ser la salvación al poner velozmente la calamidad en manos de las personas capacitadas para atenderla.

Las marcaciones cortas son números de cuatro dígitos que se realizan desde cualquier teléfono celular en México. Estas marcaciones son personalizadas, es decir que cada empresa o entidad tendrá su propio número que le diferenciará de los demás. Además de ahorrar tiempo, disminuye el esfuerzo, ya que es mucho más fácil recordar un número corto como ✱3636 que uno de ocho o diez dígitos, más cuando se está pasando por una emergencia.

¿Para qué más serviría una marcación corta?

Al vivir una catástrofe natural, las personas pierden su estabilidad y sus pertenencias.
Mucho hemos escuchado de las donaciones que otras personas hacen para quienes la están pasando mal y que sin lugar a duda son un gran alivio. Lo que a veces no es nada claro es cómo o a dónde enviar una donación.
En la mayoría de los casos se activan los chat en vivo, los whatsapp bots o chatbots que tienen respuestas programadas con las preguntas más frecuentes. Sin embargo, esto no es suficiente para dar claridad en los procesos de donación y se necesita hablar con una persona que esté enterada de todo y pueda direccionar las acciones.
Un especialista en números cortos puede proveer este servicio a las entidades gubernamentales y así poner a disposición de todos los ciudadanos una herramienta que conduzca las donaciones a buen término. Entonces, el número corto cumple más de una función y puede ser usado en diferentes contextos de emergencia con resultados muy eficaces.

https://detucel.mx/